BIBERON CHICCO STEP UP 2 F RAPI 4+ 250ML

Precio

11,60 €

Detalles de producto

MODO DE EMPLEO

Antes de lavar, desmontar el biberón completamente.
Antes del primer uso lavar a mano cuidadosamente el biberón y todos sus componentes (de modo especial la tetina) utilizando un detergente para vajillas.
Enjuagar abundantemente y secar cuidadosamente con un paño.
No utilizar productos abrasivos ni agresivos.
Posteriormente colocar el biberón y sus componentes en agua hirviendo durante 5 minutos.
Esto es por razones de higiene.
Dejar que se enfrie antes de utilizarlo.
Inmediatamente después de cada uso, limpiar el biberón y todos sus componentes con un detergente común para vajillas.
No dar vuelta la tetina para limpiarla ya que podría dañarse.
Usar una escobilla para tetinas, prestando atención de no dañar la válvula de la tetina y el orificio por donde sale la leche.
También se pueden lavar el biberón y sus accesorios (a excepción de las tetinas) en el lavavajillas.
ATENCIÓN: Tras lavar en lavavajillas se recomienda aclarar con cuidado el biberón y sus accesorios bajo el grifo del agua corriente, ya que el lavado en lavavajillas es más agresivo que el manual, y con el tiempo puede suceder que el material se vuelva opaco y las decoraciones se decoloren.
No utilizar y sustituir siempre el biberón y sus accesorios cuando aparezcan signos de desgaste.
Limpiar antes de cada uso.
Tras lavarlo, secar con cuidado el biberón y sus accesorios y si no va a utilizarlos, colocarlos en un lugar limpio y seco, protegido de la luz solar directa y de fuentes de calor.
Algunos alimentos particulares, como zumos de fruta, té, manzanilla podrían manchar el biberón y sus componentes, especialmente las tetinas de silicona.
Evitar que las tetinas entren en contacto con alimentos a base de aceite como salsas o jugos.
Esterilización: La desinfección de todos los biberones Chicco puede llevarse a cabo en frío, mediante soluciones esterilizantes apropiadas, en caliente (vapor mediante los esterilizadores eléctricos o mediante esterilizadores para horno microondas)o hirviéndolos durante 5 minutos.
Se puede esterilizar el producto (salvo los biberones de plástico de la línea Fisiológico 0% BPA de Polipropileno) en autoclave con ciclos de 15 minutos a 121°C sin añadir aditivos y usar sólo agua destilada.
Se aconseja no superar los 30 ciclos de esterilización.
No esterilizar con esterilizadores de rayos ultravioletas.
Después de la esterilización, antes de extraer y manipular el biberón y sus componentes, cerciorarse de haberse desinfectado adecuadamente las manos.
Montaje: Prestar atención para enroscar correctamente la rosca en el cuello del biberón para evitar que pueda haber pérdidas.
Asegurarse siempre que la tetina está ensamblada correctamente en la rosca, tirando la punta de la misma hacia arriba.
Calentar el biberón: Quitar el vaso salvagota del biberón antes de calentar la leche u otro alimento y/o bebida.
Evitar dejar el biberón al baño Maria en el calientabiberón con el agua hirviendo.
Se puede calentar el biberón de plástico y vidrio Chicco en el horno microondas quitando la tetina, la rosca y el vaso.
Aumentar la atención en caso de calentamiento en el horno de microondas.
El calentamiento puede no ser uniforme: mezclar siempre, agitar bien, la leche u otro aumento y/o bebida calentada para asegurar una distribución uniforme del calor.
Cuidado, comprobar siempre la temperatura de la leche u otro alimento y/o bebida antes de darlos al niño.
Es posible conservar los biberones de plástico en el congelador.

PRECAUCIONES Y ADVERTENCIAS

Usar siempre este producto bajo la supervisión de un adulto.
Nunca utilizar la tetina como chupete.
La succión continua y prolongada de líquidos puede causar caries.
Comprobar siempre la temperatura de la comida antes de dar el alimento al niño.
Mantener fuera del alcance del niño todos los componentes que no estén en uso.
Antes de darle la leche u otro alimento y/o bebida al niño, comprobar que el flujo sea el adecuado a las exigencias del mismo, especialmente con los bebés más pequeños.
Desde un punto de vista práctico, puede resultar útil observar si durante la toma el niño se cansa demasiado o si, por el contrario, le sale leche de la boca.
Evitar que el niño corra o juegue con el biberón.
Para los Biberones Step Up: utilizar sólo componentes de recambio originales de la línea Chicco Step Up.
El uso de componentes de otra marca o de tipo diferente podría comprometer la funcionalidad y la seguridad del producto.
Si durante la toma el niño interrumpe la succión teniendo la tetina en la boca y ejerciendo en ella cierta presión o soplando dentro de la misma, se podrían producir pérdidas de leche u otro alimento y/o bebida de la rosca del biberón.
Inspeccionar atentamente la tetina antes de cada uso y tirar de ella en todas direcciones.
A la primera señal de deterioro o fragilidad no utilizar el producto y sustituirlo.
No dejar la tetina expuesta a la Luz solar directa o cerca de fuentes de calor, y no dejarla sumergida en la solución esterilizante durante más tiempo del recomendado, la tetina podría dañarse y debilitarse.
Se aconseja cambiar la tetina al menos cada dos meses o antes de que presente señales de desgaste, como roturas, hinchazones, variaciones de color, y también si se vuelve pegajosa.
La silicona es un material que se rompe con facilidad por lo que no se aconseja utilizarlas cuando aparecen los primeros dientes ya que podrían dañar la tetina creando fragmentos y/o pequeñas partes que pueden ser deglutidas por el niño.